Los 10 uniformes de trabajo más sexys

Muchas son las organizaciones que deciden utilizar los uniformes como parte de la imagen de la empresa, y existen gran cantidad de investigaciones que profundizan en el estudio de lo que estos representan para el ciudadano común. De hecho, los uniformes suelen ser definidos como parte de los símbolos de la organización, y es que estos no sólo ayudan a estandarizar sino que como  símbolos que representan ideas.

Esto lo tenemos sumamente claro, sin embargo, hoy en día (y desde hace años) las ideas que representan los uniformes, no se limitan únicamente a efectos de identidad organizacional o de estandarización. Sin duda alguna, los uniformes han permitido que muchos de nosotros dejemos libre la imaginación y fantaseemos con la imagen de personas uniformadas.

Para muestra un botón, y en esto Hollywood tiene la ventaja: quién no recuerda a Tom Cruise en su uniforme de piloto en Algunos hombres buenos, o la sexy villana de Kill Bill disfrazada de enfermera.

uniforme-top-gun

 

De hecho, para algunas mujeres independientemente de que se encuentren en una posición en contra de las armas, o que sean grandes anarquistas en contra de la autoridad, es inevitable resistirse a la fantasía que produce un hombre uniformado de policía, de militar, de piloto o de bombero (en estudios se ha demostrado que los hombres en uniforme de bombero suelen protagonizar la mayoría de las fantasías eróticas femeninas).

Pero los hombres no se quedan atrás, ya que muchos fantasean con mujeres uniformadas como azafatas, camareras, enfermeras y también policías. Y es que más de uno desearía que sus parejas se atrevieran a vestirse con alguno de estos uniformes de trabajo.

 

Pero… ¿por qué vestir un uniforme de trabajo es sexy?

Algunos especialistas, específicamente sexólogos, han estudiado este fenómeno y han llegado a concluir que en el caso de los militares o de figuras de autoridad (policías, pilotos, ejecutivos, enfermeras, doctoras), el uniforme se asocia en el cerebro automáticamente con una sensación de fuerza y control, al igual que sucede con los personajes de superhéroes; mientras que el traje de los marineros y auxiliar de vuelo, por ejemplo, puede llegar a remitir a un encuentro sexual casual. Pero, sea cual sea el vestido o el traje, todos transmiten una imagen de confianza que apelan a una tradición común entre quien lo lleva y quien lo ve.

 

Por otra parte, algunos uniformes también pueden demostrar cierta autoridad, en tanto hombres y mujeres pueden reconocer la posición de una persona en una jerarquía (por ejemplo la relación de jerarquía que existe en los uniformes de los doctores y enfermeros o enfermeras), lo que remite a la atracción natural que tienen algunas personas por el poder.

 

Así lo revela un estudio realizado de la Universidad de Toledo, en el cual se encuestó a mujeres que vieron durante la prueba a los mismos hombres con diferentes uniformes. Los que más gustaron fueron aquellos que iban vestidos como doctores, en contraposición a los que vestían como profesores o camareros de un restaurante de comida rápida.

 

¿Por qué? Pues entre las muchas respuestas probables se encuentra la de la mágica dupla dominante y sumisa/o. Los hombres y mujeres en uniforme transmiten autoridad, experiencia y sabiduría, ante ellos muchas personas se sienten atraídas, en el caso de las mujeres sienten que pueden estar protegidas y, por lo tanto, listas para complacer. Además, de acuerdo al estudio, los hombres uniformados transmiten virilidad, fuerza y control, algo que, por más feministas que se declare una mujer, puede permitirse de vez en cuando.

 

¿Cuáles son los uniformes más sexys?

A pesar de que existen infinidad de gustos e infinidad de uniformes, también es cierto que se pueden presentar similitudes entre las vestimentas de trabajo que, tanto a hombres como mujeres, les puede llegar a parecer atractivas. Aquí te presentamos una lista de los 10 uniformes de trabajo más sexys:

  1. Azafata: el uniforme de las azafatas puede ser objeto de la fantasía masculina, ya que se puede llegar a ver como una mujer que es inaccesible y a la vez cercana, que combina rectitud y glamour.uniforme azafata
  2. Bombero: como ya hemos mencionado antes, este uniforme es uno de los protagonistas de la mayoría de las fantasías eróticas de las mujeres.
  3. Enfermera: la profesión de enfermería ha estado relacionada a la mujer aunque en sus inicios no era así, y es justamente por esta conexión que se produce uno de los estereotipos sexuales más universales que existen, y se debe, en su mayoría a dos razones: la primera es la sensación que tienen los hombres sobre el carácter de las enfermeras: amables, dulces, cariñosas, y con una gran capacidad de servicio; y la segunda es por su uniforme que ya es símbolo general de sensualidad.
  4. Policía: tanto para hombres como mujeres, la figura de autoridad y poder que inspira un uniforme de policía hace que sea fácilmente target de fantasías y se considere sexy.
  5. Chacha: los uniformes de chacha o doméstica (y las versiones que existen de ellos) han sido considerados sexys por muchos hombres gracias a esa misma relación entre sumisa y dominante que mencionamos previamente.
  6. Mecánico: la braga de los mecánicos también es considerada sexy más que todo por lo que representa la profesión. Un hombre mecánico puede ser visto como alguien fuerte y con control, lo cual es atractivo para muchas mujeres.
  7. Camarera: otro de los clásicos uniformes que atraen a los hombres, gracias al carácter servicial de la profesión.
  8. Piloto: los uniformes de los pilotos se relacionan con un nivel de prestigio, poder y conocimiento que es ampliamente atractivo para muchas mujeres.
  9. Jugador de fútbol: en este caso, el uniforme es una clara representación de la capacidad física y el cuerpo de quien lo lleva puesto.
  10. Cheerleader (animadora): las cortas faldas y tops de estos uniformes hacen que se vuelvan inevitablemente sexys, sobre todo gracias a que quienes ejercen la profesión tienen que estar en excelente forma física.maxresdefault

 

En definitiva, lo que hace sexy a un uniforme no se trata de la tela en la que está confeccionado o su diseño, se trata de las representaciones simbólicas que proyectan en las fantasías y creencias de las personas.

Deja un comentario