Ropa de trabajo para clínicas

Las clínicas y hospitales son centros de atención médica en los cuales es importante llevar un correcto uniforme, no solo para estar bien presentado sino que también la vestimenta usada forma parte del grupo de elementos básicos de higiene y prevención de infecciones. El objetivo siempre es prevenir el riesgo de cualquier propagación infecciosa, tanto para el profesional como para el resto del personal que también labora en el área así como para los visitantes.

El cuerpo humano es potencialmente un contaminante y es por eso que en el caso del personal médico es indispensable un correcto uso y responsabilidad para evitar cualquier situación indeseada. La ropa de trabajo no solo tiene la función de prevenir riesgos, sino también de poder identificar a los miembros pertenecientes a cada grupo de trabajo en un área determinada.

Una clínica posee varios tipos de personal de trabajo, entre ellos el personal médico y el personal de limpieza, encontrándose estos entre los más relevantes y a los que irá dirigido este artículo para tratar el tema de la ropa de trabajo para clínicas.

Personal médico

En el recinto quirúrgico, el personal médico por norma debe llevar puesta la vestimenta de circulación en el pabellón, esta solo debe usarse dentro de esta área, quedando prohibido salir de la unidad con dicha vestimenta. Esto debido a que su ropa es lo que cubre el cuerpo del profesional durante la cirugía, protegiéndolo de microorganismos y también protegiendo al paciente, la herida operada y el campo quirúrgico.

Esta vestimenta está comprendida por gorros, mascarilla, pantalón, blusa, delantal e inclusive botas.

– El pantalón, tanto para el personal femenino como el masculino el pantalón tiene un diseño cómodo y debe ir ajustado a la altura de los tobillos.

– El gorro no puede faltar, ya que no es posible esterilizar el cabello el uso de gorro es indispensable durante cualquier operación para evitar que algún cabello pueda caer en la herida tratada o en elementos como la gasa, compresas u otros. Su uso no solo evita que pueda desprenderse cualquier cabello y llegar a áreas no deseadas, sino que también lo protege debido a que es una fuente electroestática lo cual puede interferir con el equipo de electrocirugía durante una operación. Debe ajustarse adecuadamente para poder cubrir todo el cabello e incluir las orejas.

– La camisa o blusa preferiblemente es manga larga debido a que existen organismos en las axilas que pueden dispersarse por el área quirúrgica. Sin embargo, existen modelos con una manga corta que va por encima del codo y cualquier camisa es lo suficientemente larga para ir por dentro del pantalón.

– El calzado utilizado es de un tipo muy cómodo, principalmente reducir la fatiga, ya que es normal que el personal médico permanezca parado durante muchas horas. El calzado cubre completamente los dedos y los talones, por lo tanto está totalmente prohibido el uso de sandalias o cualquier tipo de calzado que exponga uñas y piel de los pies en los cuales es muy común la presencia de microorganismos. No está permitido el uso de suecos o tacones, ser médico conlleva estar preparado para cualquier emergencia, por lo tanto, evitar este tipo de calzado por seguridad es vital para prevenir algún accidente o caída si es necesario correr. Evitar el calzado de tela, el cual no es capaz de proteger de líquidos, algún instrumento afilado o inclusive de golpes.

– La mascarilla, es exclusiva para un solo uso, no debe reutilizarse por más que se lave, una vez que se usan son desechadas. Para colocarla debe ser tomada de las tiras y nunca de la parte frontal. Nunca debe ir colgada en el cuello, ni guardarse en los bolsillos. Es implementada para evitar que puedan entrar en contacto con la herida tratada o elementos provenientes de nuestras mucosas.

– Guantes. Los primeros utilizados estaban hechos solo de goma, con grandes historias, entres ellas su elaboración por la goodyear a petición del doctor Halsted. Actualmente, son elaborados con goma de látex y esterilizados con oxido de metileno y radiaciones gamma, al igual que la mascarilla deben ser utilizados solo una vez y posteriormente desechados. Generalmente, el atuendo ya sea del doctor, enfermero cirujano o paciente es confeccionado con poliéster y algodón.

Personal de limpieza

El personal de limpieza de una clínica u hospital, se convierte en uno de los cuerpos laborales más importantes de la entidad misma, ya que mantener la higiene de dicho lugar es sumamente vital para evitar cualquier propagación de microorganismos peligrosos.

El atuendo de este personal es ante todo lo más cómodo posible, con un buen diseño el cual es capaz de atender todas las exigencias relacionadas con las funciones del trabajo.

Comenzando por el calzado cómodo y resistente capaz de soporta todos los agentes, líquidos derramados, y muchas otras cosas sin sufrir daños más sin dejar de proteger y aportar confort al trabajador tras horas y horas de mantenerse de pie en cumplimiento de su labor. Siempre han sido recomendados zapatos ultraligeros, anatómicos y antideslizante.

Para el atuendo de este personal es ideal la composición que logra el poliéster y el algodón, la cual tiene como resultado una fibra muy resistente, sintética y difícilmente arrugable, a su vez muy suave y cómoda para desempeñar este tipo de labores. Además confeccionados anti bacterianos, antiparasitarios transpirables para una mayor protección.

El atuendo en muchos casos incluye batas, con bolsillos acordes para cualquier función, casacas, y la vestimenta, sea cual sea puede llevar mangas largas o cortas, lo ideal es un diseño con el cual el trabajador pueda sentirse seguro y mismo tiempo le permita moverse con facilidad durante el desempeño de sus tareas. El uso de guantes y gafas protectoras es también muy común para el personal de limpieza, a su vez indispensable para reducir cualquier posibilidad de lesión durante las labores.

El objetivo de portar como debe ser la ropa de trabajo en una clínica u hospital, es importante para producir un agradable efecto social, capaz de transmitir confianza y hacer resaltar la entidad donde se trabaja, pero también es indispensable para evitar la contaminación o propagación de cualquier microorganismo, por lo tanto, debe ser tratado con responsabilidad y ser desechado si este es para un solo uso.

Deja un comentario